Rally de Estonia. Kalle Rovanperä es piloto más joven en ganar en WRC

Rally de Estonia. Kalle Rovanperä es piloto más joven en ganar en WRC

8.6

5P3EDFVN.- Apenas le separaban 52,1 kilómetros de la gloria. Kalle Rovanperä completaba su llegada hasta lo más alto del Mundial de Rallyes con una victoria que desde su primera prueba con el Toyota Yaris WRC parecía cuestión de tiempo que terminara por llegar. No necesitó ni tan siquiera un cataclismo, un rosario de abandonos para conseguir este primer triunfo en las series intercontinentales, sino que lo ha logrado junto a su copiloto, Jonne Halttunen, a base de ser los más regulares y rápidos en este Rally de Estonia 2021.

Seguramente sea suficiente para curar esos sinsabores de los últimos meses. Nadie esperaba que después de salir líder de Laponia, el más joven de la historia del Mundial de Rallyes, fueran los cuatro abandonos consecutivos sufridos en Croacia (salida de carretera), Portugal, Cerdeña y finalmente Safari los que alejaran por completo la opción de pelear hasta las últimas pruebas por un campeonato que todavía parecía lejano para un piloto de 20 años que acaba de dar el salto a la máxima categoría y con una competición muy condicionada por la pandemia.

La mañana se iba a desarrollar con tranquilidad, dándose el curioso hecho de que Ott Tänak y Thierry Neuville se iban a llevar los dos primeros scratchs del domingo de forma compartida, empatando con el mismo tiempo en ambas especiales. El belga se llevaría el triunfo parcial en solitario en Tartu Vald, especial con apenas 6,52 kilómetros que combinaba un pequeño paso por uno de los aeródromos de la localidad, junto al tramo espectáculo que se celebró el pasado jueves y el sábado para cerrar la jornada, con las piedras para evitar recortes incluidas.

Algo más de dramatismo para M-Sport, la cual se encontraba con que Gus Greensmith iba a tener que detenerse para cambiar las bujías del Ford Fiesta WRC en pleno enlace hacia el primer tramo del domingo, siempre teniendo en cuenta que el británico tenía imposible entrar entre los 10 primeros después de haber sido uno de los abandonos el viernes por problemas en la presión del agua en su montura, defecto que también se reprodujo en la unidad de Teemu Suninen ese mismo día. El finlandés por su parte, tenía un fuerte susto a falta de dos especiales para el final, cuando al entrar en una rodera perdía el control de su coche y estaba muy cerca de salirse del camino.

Todo parecía tranquilo de cara a las segundas pasadas, al menos hasta la Power Stage, donde además de la emotividad de ver ganar a Kalle Rovanperä, se podía pagar muy caro cada punto extra, especialmente dentro del apartado de constructores, además de las dudas generadas sobre si finalmente Andrea Adamo iba a ejecutar las órdenes de equipo para que Craig Breen le cediera su segunda posición a Neuville. Lejos de preparar todos estos asuntos, el TC23 comenzaba con sobresalto, ya que Thierry entraba tarde al control horario en un minuto y sería sancionado con 10 segundos.

El belga estaba visiblemente enfadado al final de una especial en la que curiosamente se llevaría de nuevo el scratch, el cuarto que lograba en la jornada del domingo. Aún más molesto estaba cuando la reportera de las entrevistas le preguntaba si se trataba de algún tipo de estrategia, a lo que lanzaba un “putain” al aire y se marchaba prácticamente sin mediar respuesta. La situación para un cambio de lugares ‘limpio’ se complicaba teniendo en cuenta que Ogier se situaba a apenas 10 segundos en la general de Thierry.

No habría cambio de posiciones en la última especial, con los pilotos de Hyundai rindiendo tributo a Alain Penasse, que disputaba su última prueba como jefe de equipo de Hyundai Motorsport. Aunque Craig Breen se dejaba muchos segundos, no había aparentemente cambio de plazas con Neuville (segundo podio con los coreanos para el irlandés), el cual reconocía que había vuelto a sufrir problemas técnicos durante la jornada que seguramente explicaban el haber llegado tarde al tramo anterior. Ott Tänak se anotaba el mejor tiempo y los cinco puntos de la Power Stage, pero todos los ojos se centraban finalmente en Rovanperä, que a sus 20 años, 9 meses y 17 días destrozaba el récord de Jari-Matti Latvala de 22 años y 313 días.

Lo lograba después de mucho esfuerzo y tras demostrar velocidad a raudales. Apenas 14 pruebas después de debutar en el Rallye de Monte-Carlo 2020, Rovanperä conseguía a lo que estaba llamado, ganar su primera prueba en el Mundial, ayudando a Toyota a mantener su racha de triunfos que comenzó en Croacia con cinco victorias consecutivas que han permitido a la firma nipona distanciarse en el apartado de constructores. Neuville se llevaba cuatro puntos extra en la Power Stage, seguido de Ogier, Evans y finalmente Kalle.

5P3EDFVN[ Media Racing Sport

_

 



There is 1 comment

Add yours
  1. 5P3EDFVN

    Kalle Rovanperä completaba su llegada hasta lo más alto del Mundial de Rallyes con una victoria que desde su primera prueba con el Toyota Yaris WRC.


Comments are closed.

Share via
Copy link
Powered by Social Snap