La NTT IndyCar pospone el Gran Premio de Long Beach 2020

Hasta ahora el inicio de la temporada de la IndyCar en San Petersburgo no ha sido cancelado, pero de realizarse la carrera será sin público. La fecha que aparentemente será eliminada del calendario es la de Long Beach, programada para el 19 de abril, puesto que las autoridades de California prohibieron todo evento que reúna a más de 250 personas hasta el día 30 del mismo mes. Lo complejo que resulta posponer una fecha como Long Beach, ya que para organizar el circuito se requiere cerrar varias calles, obliga a pensar en otras alternativas para no recortar el calendario.

La IMSA adoptó las medidas implementadas por Gavin Newsom, gobernador de California, y por Robert García, alcalde de Long Beach, para contener la propagación del COVID-19, se esperaba entonces que de inmediato la IndyCar emitiera un comunicado porque el límite de la prohibición coincide cuando la IndyCar está enfilando hacia Indianápolis. La reprogramación del Gran Premio de Long Beach dependerá de varios factores y si bien luce complicado que se realice este año, hay mucho interés en correr allí.

Mark Miles, presidente y CEO de la IndyCar, manifestó ayer que reprogramar carreras como la de San Petersburgo o la de Long Beach es una tarea muy complicada porque tales pistas no son permanentes, requieren de varias semanas para ser construidas con el gasto económico y logístico que amerita, prácticamente se debe paralizar una ciudad. El circuito de San Petersburgo ya está hecho, de allí que posponer la carrera para volver a construirlo más adelante es una opción muy improbable.

En palabras de Mark Miles:

Estamos conversando con la Ciudad de Long Beach para discutir la viabilidad de reprogramar este evento más adelante en el año. Si eso no es posible, esperamos presentar el Gran Premio de Long Beach del 16 al 18 de abril de 2021. Próximamente se proporcionarán más detalles sobre posibles reembolsos.

PR Media Racing