Accidente de Alonso en el día 2 previo a la qualy de Indianápolis

Accidente de Alonso en el día 2 previo a la qualy de Indianápolis

El español había completado 126 giros, el tercero que más vueltas había dado en un día realmente positivo para el español. Pero en su giro 127, Indianápolis le dio un aviso. Perdió el agarre en el interior de una curva y se fue hacia el muro exterior. El impacto fue tal que rebotó cruzando la pista y entrando por inercia al carril de boxes, pero por suerte, saliendo por su propio pie del monoplaza.

El español estaba afinando, estaba preparando la carrera del domingo 23 de agosto entre los grandes. Lo había hecho todo bien hasta el momento y en su mirada había el fuego de los grandes días. Solo el incidente, a falta de 40 minutos por terminar una sesión de 6 horas y media, le impidió poner el broche de oro a un gran día, ilusionante hasta ese momento. Pero para eso están los entrenamientos, para fallar y aprender de los errores antes de la clasificación del sábado y la carrera del día 23. Y este choque no debe dejar en el olvido que este jueves demostró estar listo para el asalto al triunfo en las 500 Millas.

Veloz, constante y rodando en tráfico

Se encargó de que este mensaje le llegara a todos sus oponentes. Les debió quedar muy claro que el ovetense debe estar en la pomada en carrera. Y es que antes, Fernando hizo todo lo que lo que hay que hacer para seguir dando pasos al frente para llegar al día de la esperada carrera con opciones para plantar cara a los especialistas americanos y luchar por la ‘Triple Corona’.

Fue rápido desde el inicio, marcando el cuarto mejor registro por aquel entonces, una posición que mantendría hasta las dos últimas horas, cuando Herta y Andretti le relegaron a la sexta plaza. Pero por aquel entonces, el asturiano tenía otros planes.

Lejos de ir a por una vuelta rápida, estaba enfocado en trabajar en los reglajes de la carrera, consciente de que en la práctica de este viernes deberá centrarse en el rendimiento puro de su coche para la ‘qualy’ de este sábado, y de que tendrá pocas prácticas más antes de la carrera del domingo.

Hizo la séptima mejor vuelta sin rebufo, demostrando mucho potencial, y rodó como una peonza entre el tráfico. Su ingeniero de pista, el prestigioso Craig Hampson, alucinaba con sus conocimientos y no dudaba en aclarar que “si le damos un buen coche, puede ganar la carrera”. Pero entonces llegó el accidente. Un aviso para Alonso que no va a hacerle arrugar. Un golpe no frena a un campeón.

Palou sorprende con un gran final

Tras el accidente, dos pilotos aprovecharon para superar al asturiano, que finalizó 8º. Uno de ellos fue el catalán Alex Palou, que se centró todo el día en trabajar para la carrera, rondando siempre la posición 25 con su registro con rebufo. Pero algo indicaba de que su potencial era mucho mayor si finalmente quería mirar hacia el crono, y es que su vuelta sin rebufo era la 15ª mejor de toda la parrilla. Buen indicativo que se confirmó al final con una vuelta con la que sorprendió a todos colocándose 5º.

Alonso y Palou saldrán este viernes a por todas para preparar la ‘qualy’ de mañana.

PR Media Racing



There is 1 comment

Add yours

Comments are closed.

Copy link
Powered by Social Snap